A la cancha con Madonna

Deja un comentario

diciembre 8, 2008 por Diego Gueler

madonna-108c

Diego Gueler

Escribí una crónica para Infobae (“El show de madonna por dentro“) sobre la segunda presentación de esta bella mujer en Buenos Aires.

Afirmar que el show de Madonna es comercial es como decir que el rugby es demasiado físico. Ahora, si uno va en carne propia y paga dinero real, tangible, y hace cola en un estadio y después se aguanta parado otras tantas horas… Lo menos que espera es ver a su ídola -no es mi caso, aunque la admire como artista- en una pantalla cuando ella está ahí, a metros del escenario. Hubo dos o tres temas en los que Madonna no estuvo presente, sino que su voz salió de los parlantes y su imagen de la pantalla. ¡Pero si todos la fuimos a ver a Madonna ella, a Louis Ciccone misma! Además, justamente ella, que la vimos tantas veces por un televisor de por medio (y hace 15 años que no venía).De hecho, el monstruoso escenario parecía eso: un estudio de TV.

¿Y qué decir de los reiterados playbacks? Sólo los muy fanáticos los pueden condonar sin el menor fastidio.

madonna-157

Por otra parte, si Madonna no se presentaba en el país desde 1993, es de esperar que el público soñara con los temas clásicos, que toda gira mundial suele privilegiar. En realidad, en todo concierto, de cualquiera banda o género en cualquier parte, los fans aguardan los clásicos para abrochar su entrega espiritual-atemporal a sus ídolos. En este caso, nos comimos el último disco de pé a pá y en modo rápido. Clásicos hubo un puñado. Cuando las masas empezaron a saltar como un bloque, apenas quedaba un cuarto de show.

Otra cosa que ningun show, por más sofisticado y alucinante que sea, puede permitir es que el espectáculo se transforme en una ametralladora de robotos bailando un tema detrás de otro, como un gran enganchado de los ’80. Creo que eso fue lo más retro del recital.

Por último, no entendí por qué Britney Spears -aunque me importe un comino esa Madonna falsa, frutrada y borracha- se prestó a hacer un video clip para la gira como víctima de no sé qué en un ascensor (fue un video reproducido en el show), cuando lo único que se publica sobre ella desde hace por lo menos dos años son sus peleas conyugales, borracheras, trasnochadas, litigios y detenciones.

A pesar de las críticas, salté y canté de lo lindo con una gran amiga. Así fue. Hasta el más criticó la pasó bien.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: